Andropausia no afecta la calidad de vida: IMSS

Andropausia no afecta la calidad de vida: IMSS

SAN LUIS, R.C. Son.- Al igual que la mujer con la menopausia, la mayoría de los hombres mayores de  55 años,  manifiestan cambios hormonales que alteran su vida. A la etapa en la que tienen lugar estos cambios, se le denomina Andropausia.
Durante este período, los hombres acuden al médico porque creen que padecen alguna disfunción sexual, sin imaginar que inician este proceso que se caracteriza por presentar síntomas afectan sus relaciones personales, de pareja, familiares y sociales, señaló el doctor Óscar Castro Guevara, director de la Unidad de Medicina Familiar (UMF) número 38 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en San Luis, Río Colorado, Sonora.
La andropausia es una etapa natural en la vida de los varones; consiste en la disminución de los niveles de hormonas sexuales debido al proceso de envejecimiento. Los síntomas más comunes son: pérdida del deseo sexual, de cabello y vello púbico; falta de motivación, depresión, estrés elevado, irritabilidad y retraimiento social.
Castro Guevara informó que es común que el paciente con andropausia presente problemas sexuales, desde la pérdida del deseo sexual hasta la imposibilidad de lograr mantener una relación sexual, debido a que la capacidad de funcionamiento hormonal ha dejado de existir como en años anteriores, lo que sin duda genera una disminución en la calidad de vida de los varones y de la pareja, en muchas ocasiones.
Además, existen complicaciones más severas que pueden presentarse en una persona con andropausia, como es insuficiencia cardíaca, osteoporosis, reducción de la masa muscular e inclusive trastornos en el adecuado funcionamiento del riñón.
Al igual que la menopausia en las mujeres, la andropausia necesita ser valorada y tratada oportunamente por médicos y no por personas con otros estudios, de tal manera que la calidad de vida del paciente no se vea afectada.
Puntualizó que el envejecimiento es inevitable, sin embargo, existen opciones para que los pacientes en esta etapa se desarrollen adecuadamente,  ya que también las personas mayores de 60 años o más, tienen derecho a una vida sexual plena.
Destacó que entre las acciones a realizar se aplican pruebas hormonales a pacientes con andropausia para ofrecer un tratamiento eficaz y oportuno, que consiste en suministrar testosterona, así es posible que la insuficiencia cardíaca desaparezca, se minimiza la pérdida de cabello, se mejora la fuerza muscular y se puede mantener una vida sexual activa.
Finalmente, el titular de la UMF 38 recomendó a los derechohabientes y población en general a tener confianza con su médico familiar y pedirle orientación respecto a este tipo de afectaciones, con la finalidad de recibir atención especializada, oportuna e integral.