Periodistas de Fapermex,  en el valle de Mexicali

Periodistas de Fapermex, en el valle de Mexicali

  • Conocieron la planta silvestre la “cachanilla”
  • Sorprendidos por mansiones rurales
  • Vieron cultivos orgánicos de agrícola El Toro
  • Inservible draga marina en caja de azolve
  • La majestuosidad del Rio Colorado 
  • El muro de Donald Trump y canal de desvío
  • Observaron operación de la presa Morelos
  • Visitaron poblado de Los Algodones  
  • Morayma Medellín, delegada les dio bienvenida
  • Tomás Osuna les ofreció una comida  

Por Indira Mata Plascencia

LOS ALGODONES. – Al concluir los trabajos de la Fapermex celebrados en la ciudad de Mexicali un grupo de periodistas visitaron el poblado de Los Algodones, ubicado en la frontera de Andrade, California, que registra en su garita fronteriza alrededor de 2 mil cruces diarios durante la temporada invernal.

El turismo médico propicia un alto dinamismo económico ante la presencia de los llamados “pájaros de la nieve”, quienes son grupos de personas de la tercera edad procedentes de Canadá y el norte de los Estados Unidos que se instalan en California y Arizona durante los meses de mayor frío en sus lugares de origen y aprovechan los servicios médicos en numerosas especialidades en el pintoresco poblado mexicalense.

MANSIONES RURALES 
A los periodistas visitantes les llamó la atención una serie de construcciones a la vera del camino Islas Agrarias Los Algodones, concretamente en el ejido Yucatán y al llegar a la zona observaron alrededor de una decena de viviendas construidas en condiciones similares a las de fraccionamiento residenciales de primer nivel, como los de cualquier capital o ciudad importante.
Se sorprendieron al saber que sus propietarios con productos y familiares de agro industriales e hicieron la pregunta obligada, tras conocer la situación de la voluminosa cartera vencida de campesinos mexicalenses: ¿“Ellos no son deudores en cartera vencida?”
La respuesta quedó en el aire, no tuvimos respuesta.   

AGRICULTURA ORGANICA

Sin embargo, es la agricultura el origen y raíz del poblado de Los Algodones, donde se localiza también la Presa derivadora, José María Morelos I. Pavón y el gran afluente del Río Colorado considerado la principal fuente de agua para una región árida como la Baja California en el norte del país.

Los periodistas de entidades como Puebla, Chiapas, Estado de México y la Ciudad de México que realizaron un rápido recorrido pudieron contemplar las siembras de temporada, principalmente de hortalizas que en su mayoría son de exportación y están cultivadas con alta tecnología de riego, cumpliéndolas las normas internacionales de agricultura orgánica, por la empresa Promotora Agrícola El Toro.

LA CACHANILLA
Poco más adelante, en el trayecto de Mexicali a Los Algodones, los visitantes conocieron la “Cachanilla”, una planta siempre verde silvestre mexicana, de fresco aroma, usada por los pobladores originarios para hacer chozas. Los primeros colonos mestizos usaron este método primitivo de construcción junto con el adobe de barro secado al sol. A como “cachanillas”. En el Museo Comunitario del Asalto a las Tierras, ubicado en Michoacán de Ocampo, municipio de Mexicali, se encuentra la réplica de una choza hecha de cachanilla, como aquellas en las que habitaron los primeros pobladores de la ciudad y valle de Mexicali, es debido a esto que se utiliza el gentilicio informal, para los nativos y avecindados de Mexicali y su valle, como “cachanillas”, proliferando con el corrido de Antonio Valdez Herrera, quien residió en la ciudad de Mexicali durante los años cuarenta y cincuenta del siglo XX, desempeñándose como locutor en la radiodifusora XEWV, donde inició su carrera como compositor;? y debido a ello compuso “Puro cachanilla” en 1960, dedicado principalmente a Mexicali y su valle .

ACUEDUCTO RIO COLORADO TIJUANA

Asimismo, conocieron el caudal del canal Reforma o Alimentador Central que conduce mil 850 millones 234 mil metros cúbicos de agua al año para abastecer del Distrito de Riego No. 14 del Río Colorado, en el Valle de Mexicali y termina en las inmediaciones del Cerro del Centinela, atravesando el desierto, sube mil 250 metros para salvar las montañas de la Rumorosa y por gravedad entrega el agua en la Presa “El Carrizo”. Continúa por gravedad a la Potabilizadora “El Florido”; y de ahí; alimenta la Red de Tijuana por medio de dos Líneas: una al “Tanque Mesa de Otay” y otra al “Tanque Aguaje de la Tuna”; y Planta de Bombeo de la Colonia Obrera, de Tijuana, pero también abastece del vital líquido a las poblaciones de Tecate y Rosarito.

Los volúmenes de agua asignados a las ciudades de Mexicali, Tijuana, Tecate, Rosarito y Ensenada provienen de un Decreto del presidente Luis Echeverría Álvarez, paralelo a la firma del Acta 242 de la Comisión Internacional de Límites y Agua, prohibiéndose nuevas perforaciones en un límite de 5 millas u 8 kilómetros al sur y al norte de la línea divisoria entre estados Unidos y México, en los estados de Arizona y de Sonora.

Ello, luego de que México realizara 67 perforaciones, 5 para San Luis, Rio Colorado, Sonora- y 62 para para extraer el agua para las ciudades bajacalifornianas, agua que, en el caso de Baja California es aprovechada por la S. de R.L. del Distrito de Riego, para usos agrícolas y es sustituida por agua del Rio Colorado, debido a la falta de infraestructura para conducirla directamente al acueducto.    

MONUMENTO A LA INDIFERENCIA

En el trayecto a la Presa Morelos, los periodistas visitantes conocieron el Canal del Norte, utilizado para la recarga del acuífero, aprovechando excesos de agua y observaron una draga marina en las inmediaciones de la represa Matamoros, mismas que hace unos 25 años permanece inactiva y abandonada en un tramo que se supone debería ser limpiado constantemente por la Comisión Nacional del Agua para evitar la acumulación de azolve que limita el flujo del agua y consecuentemente la eficiencia operativa de la S. de R.L. y de los Módulos de Riego.      

DELEGADA MUNICIPAL 

Al llegar a la Presa Morelos, los periodistas visitantes -así como quien escribe y César Villalobos López, organizadores del recorrido-, fueron recibidos por Morayma Medellín, Delegada Municipal en el poblado de Los Algodones y en forma conjunta observaron la majestuosidad del Rio Colorado, el avance del muro de Donald Trump levantado a un costado del Canal de Desvío de las aguas salinas del Welton Mohave, para evitar su ingreso a las aguas de riego en México.      

Bajo la anfitriona de Morayma se visitó la zona centro, donde se encuentran alrededor de unas 500 clínicas dentales y ópticos, farmacias y comercios con todo tipo de artesanías, así como restaurantes con típicas comidas mexicanas, además del área de la garita fronteriza, donde diariamente se tiene la afluencia de estadounidense y canadienses que buscan la calidad de los servicios médicos y precios más bajos que los de sus lugares de origen. 

Al término de la visita con periodistas de Fapermex tuvo lugar una comida en uno de los establecimientos comerciales más antiguos del poblado Los Algodones atendido su propietario el empresario Tomás Osuna, con quien se tuvo la oportunidad de conversar sobre las dinámicas de las actividades económicas del poblado mexicalense que sobresale por el turismo y los servicios que les brindan.