Estudia AMLO una nueva ubicación para Constellation

Estudia AMLO una nueva ubicación para Constellation

“Ya estamos viendo opciones alternativas: otros sitios y otras opciones”, explicó el mandatario

México, (EFE).- El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, reveló el pasado miércoles que estudia buscar una nueva ubicación para la construcción de la cervecera de Constellation Brands, cuyas obras en Mexicali fueron suspendidas tras una polémica consulta ciudadana.

“Ya estamos viendo opciones alternativas: otros sitios y otras opciones”, explicó el mandatario en rueda de prensa en Palacio Nacional, el día después de reunirse con representantes de la compañía.

López Obrador, del izquierdista Movimiento Regeneración Nacional (Morena), dijo que quedó “muy satisfecho por la actitud de los directivos de esta empresa cervecera” y celebró que la compañía no acudirá a los tribunales para denunciar la suspensión de sus obras, que ya llevaban un 65 % de avance.

“Había dos posibilidades, una, la denuncia jurídica y acudir a los tribunales, y la otra, la vía de la conciliación. Somos libres y ellos aceptaron la vía de la conciliación y del acuerdo. Ese es un primer paso positivo”, expresó el mandatario.

El presidente sostuvo que los directivos aceptaron el resultado de la consulta ciudadana que canceló las obras porque “fue la voluntad de pueblo” y recalcó que los empresarios “son muy buenas personas, como para ponerlos de ejemplo”.

El pasado 22 de marzo se celebró una consulta popular en la ciudad de Mexicali, fronteriza con Estados Unidos, donde el 76,1 % de los votos optó por cancelar el proyecto, que contemplaba una inversión de 1.400 millones de dólares, por considerar que provocaría escasez de agua en esta zona árida del país.

La consulta, impulsada por las autoridades, fue polémica dado que tan solo participaron 36.781 personas de un padrón electoral de casi 800.000 ciudadanos.

El Consejo Coordinador Empresarial, la mayor patronal mexicana, reprochó que la cancelación tendrá “consecuencias totalmente inadecuadas” para el país y criticó que la consulta fue irregular, puesto que se celebró al mismo tiempo en que las autoridades pedían a la gente quedarse en su casa para prevenir contagios de COVID-19.

En cambio, López Obrador sostuvo que la cancelación de la cervecera “no ahuyentará la inversión extranjera” porque que las obras estaban manchadas de “corrupción e influyentismo”, a la vez que criticó que se construya una cervecera “en una zona con escasez de agua”. EFE